Banner grande margen izquierdo

Banner grande margen derecho

Banner arriba para móviles

El coche más barato del mundo, el Tata Nano, volverá como eléctrico



Tata generó un gran revuelo cuando presentó el Tata Nano allá por el año 2008. Lo presentó como "el coche más barato del mundo" y estaba llamado a satisfacer las necesidades de movilidad de la clase baja de la India que hasta entonces solo podían moverse en vehículos de dos ruedas. Y lo hacía con un precio agresivo de 1.285 euros.

Lo tenía todo para ser un éxito. Sin embargo, lo que parecía un gran producto, se ha convertido en un tremendo fracaso. Es el modelo menos vendido de Tata en la India y sus ventas son prácticamente residuales si tenemos en cuenta el tamaño del mercado indio.

Sea como fuere, desde Tata Motors no han dicho su última palabra respecto al Tata Nano. La compañía tiene ahora intención de sacar una versión eléctrica para su uso exclusivo en flotas. El competidor de Uber en le país, Ola Cabs será uno de los principales clientes para su uso como taxi.

Según los medios del país, el Nano eléctrico llegaría al mercado pronto. Tata lo fabricaría en conjunto con Jayem Automotives, a quien suministrará el chasis para que este después monte el sistema eléctrico.

Lo más seguro es que el Tata Nano equipe un sistema eléctrico de 48 voltios, que le dará para alcanzar una autonomía de 200 kilómetros por cada carga. Una cifra más que suficiente para competir en las licitaciones de vehículos eléctricos en India, donde el gobierno pone como mínimo 130 kilómetros de autonomía. En este sentido, Tata tiene pendiente entregar 350 sedanes eléctricos al Gobierno de la India después de la última licitación de estas características.

En principio, Ola Cabs comprará 400 de estos Tata Nano Eléctricos y los desplegará por Delhi para finales de este mismo año. Un acuerdo que ha llegado justo después de que su principal competidor, Mahindra haya llegado a un acuerdo similar con Uber.

De esta forma, Tata tiene la oportunidad de arreglar el fracaso del Tata Nano a través de una versión eléctrica. Un modelo del que, recordemos, la compañía pretendía vender 250.000 unidades anuales y que se ha quedado en apenas 300.000 desde los 8-9 años de su lanzamiento.

¿Podrá convertirse en el coche eléctrico más barato del mundo? Mejor no llamarlo así por si corre la misma suerte...

Fuente | BussinesToday

No hay comentarios :

Publicar un comentario